martes, noviembre 20, 2007

Seven steps to heaven

Abre la ventana esta fría mañana,
busca esa sonrisa de niña despierta,
levanta la ánima dulce y dormida,
y créete la dama de tu propia vida.

El cielo es del color de tu mirada,
el sol brilla ante tus andares de princesa,
la noche se cubre por ti de estrellas,
y la luna te pinta con plata tu belleza.

La naturaleza te profesa su fascinación,
las flores se abren ante tu audaz paso,
los árboles muestran todo su esplendor
y el romero esencia tu gran corazón.

Y yo, humilde peregrino de la creación,
sólo te brindo estas melosas rimas
como gratitud a la bendita causalidad
de tenerte como irónica compinche
dentro del juego de la mímica verdad.
Der Pilgrim
Seven steps to heaven - Miles Davis

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy bonito el poema. Gracias por dedicarme la creacion mas especial que me hayan hecho. Son demasiadas las casualidades? Seguiremos jugando... ;)

Der Pilgrim dijo...

Fundido por un instante en una lágrima de felicidad